Actividad de calendario de adviento de madera

Se trata de una actividad sencilla, pero creemos que puede ser muy divertida para niños, y además tiene un efecto decorativo importante, y da un toque navideño, aunque también se puede quedar los 12 meses, sigue los siguientes pasos y lo veras.

Primero de todo, necesitamos unas ramitas de madera, todo depende de como de grande lo queráis, o de cuentas alturas. Puedes ir a un monte, un bosquecillo o en cualquier parque puedes encontrar ramas, que sean finas, sin astillas, y de varios largos diferentes.

Entonces, lo ideal es ponerlas en plano, en el suelo, y hacer un esquema de como lo quieres poner:  la más larga ira debajo de todo, luego una unos centímetros más pequeña, luego otra otros centímetros más pequeña, luego otra, y luego una final más corta.

El otro elemento que necesitamos es un cordón, en nuestro caso, para hacerlo un poco más “navideño”, cogimos un cordón rojo, pero se podrían hacer con cualquier cordón.

Entonces hay que atar los bordes de cada ramita a la más pequeña siguiente, usando un cordón largo, que recorra todas las esquinas de las ramas.

Nada mejor que una foto para que veas como hay que hacerlo:

Actividad adviento

Luego del mismo cordón hay que cortar tiras más pequeñas, ¿para qué?. Pues para ponerlas de una esquina de cada rama a atarla a la otra esquina, para que sea en este cordón donde vayan colgadas las cosas.

El último elemento serian unas pinzitas, grandes para poder “pillar” el cordón, pero cuanto más pequeñas mejor.

Y ahora, viene lo principal, que seria localizar un sitio en una pared,  donde quede bien colgado, de un extremo del cordón que habremos dejado en la última ramita. Nosotros hemos usado un clavito, como si fuera un cuadro para sujetarlo.

Toca decorar, podemos poner sobrecitos, del 1 al 24, si queremos hacer un calendario de adviento, o por ejemplo después poner unas fotos, y así lo tenemos nosotros puesto todo el año.

¡Espero que os haya gustado!

Actividades adviento